La alcaldesa de Cuauhtémoc, Sandra Cuevas, recibió una multa y una advertencia de arresto, por incumplir una sentencia en favor de los vecinos de la colonia Juárez, quienes lograron que se ordene la demolición de niveles excedentes en el negocio Toledo Rooftop.

De acuerdo con la Procuraduría Ambiental y del Ordenamiento Territorial (PAOT), el Tribunal de Justicia Administrativa de la Ciudad de México resolvió, tras cuatro años de litigio, que el edificio tiene ocho pisos cuando el Programa Delegacional de Desarrollo Urbano (PDDU) Cuauhtémoc establece un máximo de cinco niveles.

“La PAOT asesoró y emitió diversas opiniones técnicas, que concluyeron en que la construcción y el establecimiento Toledo Rooftop, ubicado en la azotea no se ajusta a la zonificación”, expuso.

🚨 Ayer fue un día donde la JUSTICIA prevaleció, pues después de 4 años de litigio, los VECINOS de la col. Juárez, lograron que el @TJA_CDMX emitiera sentencia que ordena la demolición de los niveles excedentes, incluido el octavo, donde se ubica el Toledo Rooftop. Abrimos 🧵 — PAOT (@PAOTmx) May 27, 2022

La Procuraduría Ambiental sostuvo que Sandra Cuevas ha sido omisa en cumplir la sentencia, por lo que “se le impuso una multa y le apercibió de arresto, en caso de ser renuente en su omisión de cumplir”.

“No he sido notificada”: Sandra Cuevas

Ante versiones de que la alcaldesa fue destituida nuevamente del cargo, Sandra Cuevas publicó un video donde dijo que no ha recibido notificación alguna.

Respecto a la noticia que circula en redes sociales y medios de comunicación sobre una supuesta destitución e inhabilitación como alcaldesa de #Cuauhtémoc, quiero decirles que hasta el día de hoy 27 de mayo de 2022, no he sido notificada. ¡Seguiremos trabajando con la misma fe!

— Sandra Cuevas (@SandraCuevas_) May 28, 2022

“No he sido notificada de ninguna suspensión, inhabilitación o destitución de mi cargo como alcaldesa de Cuauhtémoc”, sostuvo.

En marzo pasado, Sandra Cuevas retomó sus actividades luego de estar suspendida del cargo y lograr un acuerdo reparatorio con policías capitalinos, quienes la acusaron de abuso de autoridad, robo calificado y discriminación.

El 14 de marzo, un juez de control de la Cuidad de México ordenó que la alcaldesa quedara suspendida temporalmente del cargo, debido a las acusaciones que pesaban en su contra.